43
junio 4, 2012 Publicado por german en Noticias

La Mona es Mundial

¿Alguien se puede imaginar a un japonés bailando Goma de mascar, de La Mona Jiménez? ¿O a una serbia mover la cinturita con El bum bum, a un israelí enfiestarse con Beso a beso o un sueco entrar en calor con El caramelito?

No se trata de una escena de ciencia ficción, sino de los datos concretos y reales que surgen de las planillas de cobro por derechos de ejecución de Juan Carlos Jiménez Rufino. “La Mona Jiménez”, para nosotros, aunque sea mundial.

“Nunca dejé a los bailarines de Córdoba, aunque sí fui una vez a Estados Unidos a cantar con pistas, pero mi música sí suena en todo el mundo”, nos comentaba la semana pasada la Mona, mientras repasaba los principales hitos de sus 45 años de carrera.

Y para que no quedara como una frase hecha o exagerada, el cuartetero le entregó a Día a Día las planillas de la Sociedad Argentina de Autores y Compositores de Música (Sadaic) en las que se consigna las liquidaciones internacionales por sus derechos de ejecución fonomecánicos (ver aparte) desde el año 2001 hasta el 2011. Los datos son asombrosos.

En ese lapso de tiempo, los temas de Jiménez sonaron en países como Japón, Grecia, Estados Unidos, Inglaterra, España, Israel, Italia, Francia, Polonia, Hungría, Serbia y Escandinavia (Noruega y Suecia). También hay países de la región como Chile, Uruguay, Venezuela, Colombia y México. Los datos fueron corroborados por personal de las oficinas de Sadaic en Córdoba.

¿Cuáles son los temas? Las planillas indican el nombre del socio (Jiménez Rufino, Juan Carlos) el número de cuenta (69975), el período al que corresponde la liquidación y las canciones que suenan en cada país, por las cuales la Mona cobra sus derechos.

Ahí se puede hacer un análisis más detallado. Los temas que más se repiten son los súper clásicos como ¿Quién se ha tomado todo el vino? (fue registrada el 12 de junio de 1986), El bum bum y Beso a beso, que sonaron prácticamente en todos los países mencionados. En 2006, por ejemplo, El bum bum musicalizó una publicidad televisiva del jugo Ades en Inglaterra.

Pero lo más llamativo se da con canciones que no son precisamente los hits del ídolo. En el año 2011 en Japón, por ejemplo, sonaron Ay pero dile (¡un tema del año 1983!), Mujer y amante (1984), El diferente (2000) y Nuestro estilo cordobés (registrado en 1987 a nombre de la Mona, Juana Margarita Delseri y Ricardo Verón).

Jiménez también cobró derechos porque en el año 2009, en algún lugar de Serbia, sonaron los aires españoles de La morocha (incluida en el disco El cuarteto es la Mona de 2001), Si te vas y Fiesta de cuarteto.

En Chile y en Uruguay sí que hay moneros sueltos: en 2008, Carlitos cobró derechos por 24 temas en el país trasandino (desde Amor de compra y venta y María ni tuya ni mía a Porqué buscaste amante y El marginal, por ejemplo).

En Miami, Estados Unidos, hay una numerosa comunidad de argentinos y cordobeses, que se ve que de una forma u otra siguen conectados con la Mona. En 2006, la Mona sonó en tierras gringas por Espero por ti, La cumbia de Laura, Mujer golpeada, Pequeña mujer bandida, Se abusó y Si he sido infiel.

La lista sigue y se hace eterna. Tanto como la atracción que este personaje, ciento por ciento cordobés, genera en latitudes tan distantes como ajenas. Aunque ya lo sabe: si anda de viaje por Tokio y por ahí escucha un ritmo y una voz que le resulta familiar, no es que se haya pasado de copas con el sake… es Jiménez, que es mundial.

...........................

España. Desde el 2001 hasta ahora, sonaron El caramelito, Agujita con limón, Beso a beso, Besame ahora, Vuela y otros.

Italia. Entre 2001 y 2011se escuchó Beso a beso, Destino cruel, Quien se tomó todo el vino y Despierta corazón y El bum bum.

Estados Unidos. Entre 2001 y 2011, sonaron Me mata, Quien se tomo todo el vino, El nocturno y María ni tuya ni mía, entre otras.

Chile. Está lleno de moneros: desde 2002 sonaron Amor en bancarrota, El vicio, El infiel, La vida es así y sus grandes clásicos.

Inglaterra. En 2007, La Mona cobró los derechos porque El bum bum salió en una publicidad. Repitió en 2009, 2010 y 2011.

Grecia. En 2004 y en 2008 cobró por sus clásicos Beso a beso, El bum bum y Quien se tomó todo el vino.

Israel. Desde el año 2003 cobró derechos por Beso a beso, El bum bum, Me mata, Quien se tomó todo el vino y El marginal.

Francia. Aparece una sola vez, en una rendición de cuentas de 2006, con el tema Tu amor me puede.

Japón. Desde el 2010 suena con Amor de mañana, Ay pero dile, El diferente, Goma de mascar, Mujer y amante, Sólo tu y otras.

Polonia. Aparece sólo en 2007 con Porque te fuiste.

Serbia. Es increíble, pero en el año 2009 allá sonaron La morocha, Beso a beso, El bum bum, Fiesta de cuarteto y Si te vas.

........................

¿Qué son los derechos de ejecución?

Al editar un disco en formato profesional (con fines comerciales) se realiza una Declaración Jurada Fonomecánica en Sadaic. Esto permite que la persona que hizo la declaración (en este caso, La Mona) pueda cobrar el derecho de productor (derecho de ejecución pública).

Cuando un disco es utilizado para un uso público (una transmisión de radio o televisión, en un restaurante, bar, discoteca u hotel, por ejemplo), se debe abonar un importe para pagar los derechos de autor y al productor de fonograma.

Cada categoría tiene su propia tasa de pago por cada “pasada”, como también se denomina (se cobra por las veces que se pasa el tema). El derecho de ejecución pública se cobra por Sadaic en liquidaciones trimestrales de acuerdo a la cantidad de veces que se difunde la música en cuestión.

En definitiva, lo que grafica esta nota no significa que la Mona Jiménez sea un boom en Hungría o alguno de los países antes mencionados, pero sí que esas canciones sonaron en cada uno de esos países en alguna forma pública (es muy difícil determinar de qué manera, o en qué lugar, aunque no sería imposible). Y lo que también es seguro, es que Jiménez cobró por ello.

“Me han invitado mil veces para que yo fuera a cantar a España, pero me quieren llevar por dos meses. Ahora me llaman de Japón porque estoy de moda allá… te lo juro por Dios. Pero quieren que esté tres meses con mis músicos, y es mucho. ¿Sabés lo que es dejar a los pibes que me siguen? Yo me muero de tristeza”, confiesa Jiménez.

Fuente: Diario Día a Día
Periodista: Diego Tabachnik

Click para compartir estoClick para compartir esto